Saltar al contenido principal
ajax loader animation

Testimonio de Con Edison ante el Comité de Protección al Consumidor y al Trabajador del Concejo Municipal

Buen día. Gracias a la presidenta y a los miembros del comité, por darnos la oportunidad de brindar comentarios en el día de hoy. Soy Kyle Kimball, vicepresidente de asuntos gubernamentales, regionales y comunitarios en Con Edison. Me acompañan mis colegas, Kerri Kirschbaum, directora de asuntos regulatorios estatales, y Stephanie Merritt, directora de impuestos. Estamos aquí hoy ante este comité porque queremos contarles cómo podemos trabajar juntos para reducir las facturas de los clientes.

Explicación de las facturas de los clientes

Primero, quisiera dedicarle algún tiempo a analizar en detalle las facturas que reciben los clientes de Con Edison. La factura de un cliente refleja tres categorías de costos, cada una de las cuales representa aproximadamente un tercio de la factura:

  • Cargo por suministro: refleja la cantidad que cobran los generadores de energía por el suministro de electricidad que Con Edison luego entrega a sus clientes. Como recordatorio, Con Edison no genera electricidad ni produce (perfora) gas natural. La mayor parte de la electricidad que alimenta nuestra ciudad proviene de generadores que funcionan con gas natural. Cuando aumenta el precio del gas natural, aumenta el costo de generar energía, lo que, a su vez, aumenta el costo del suministro en las facturas de los clientes. El costo del suministro de energía en la factura de Con Edison refleja el precio que cobran las empresas generadoras de energía sin ningún recargo de nuestra parte. Con Edison no gana dinero con este suministro. El cargo por suministro de un cliente es el precio unitario de la electricidad multiplicado por el consumo del cliente durante el período de facturación. Para los clientes que compran su energía a Con Edison, a diferencia de un proveedor externo, los costos de suministro del cliente también se ven afectados por el programa de cobertura de Con Edison, cuyo propósito es mitigar las fluctuaciones de los precios de suministro.
  • Cargo por distribución: en esta parte de la factura, se ven reflejado los costos de construcción y operación del sistema de distribución de energía y las inversiones en nuestra infraestructura de distribución de energía para respaldar los proyectos de confiabilidad, resiliencia, seguridad y mejoras públicas solicitados por entidades gubernamentales (p. ej., un proyecto principal de agua de la ciudad de Nueva York). También refleja las inversiones en eficiencia energética para ayudar a nuestros clientes a controlar el consumo de energía y, por lo tanto, a controlar sus facturas. Además, una parte significativa de nuestras inversiones de capital ahora se destina a avanzar en la transición hacia una energía no contaminante. Con Edison obtiene la tasa de rendimiento regulada y aprobada por la Comisión de Servicios Públicos del estado de Nueva York (NYS PSC) de los cargos de distribución. En el período comprendido entre 2011 y 2021, las facturas residenciales aumentaron con la tasa de inflación, o menos, y el consumo residencial promedio disminuyó.
  • Impuestos: Con Edison es el mayor contribuyente individual de impuestos a la propiedad en el estado de Nueva York. En 2021, pagó $2,200 millones en impuestos a la propiedad a entidades municipales y estatales en su área de servicio; de ese monto, $2,000 millones se destinan a la ciudad de Nueva York. Pagamos estos impuestos por las tuberías y los cables que suministran electricidad, gas y vapor a nuestros clientes (esto se denomina impuesto especial de franquicia) y por nuestras instalaciones (impuesto sobre los bienes inmuebles). Estos costos fiscales se reflejan en los cargos por distribución que pagan nuestros clientes. Además del impuesto especial de franquicia y otros impuestos a la propiedad, las entidades gubernamentales también agregan otros impuestos y recargos a la factura, como los impuestos sobre las ventas y los ingresos brutos, y tarifas para financiar la transición hacia una energía no contaminante que solo recibe el Estado. En total, alrededor del 30 % de nuestra factura es el resultado de los impuestos del gobierno. El impuesto especial de franquicia y el impuesto a la propiedad representan un poco más de la mitad de todos estos impuestos y equivalen a un 17 %, aproximadamente, de la factura total.

Ayuda para nuestros clientes

Asumimos un compromiso para que todos los clientes que necesiten asistencia puedan acceder al servicio y somos conscientes de que, recientemente, muchos clientes han tenido problemas con las facturas más altas de lo esperado. Para esos clientes, Con Edison cuenta con una serie de programas que ofrecen descuentos significativos o condiciones de pago más flexibles, así como recursos educativos, por ejemplo:

  • Acuerdos de pago diferido, que actualmente utilizan más de 100,000 clientes para distribuir los pagos en el tiempo.
  • Extensiones de pago, que brindan tiempo adicional para que los clientes realicen pagos.
  • Descuentos del Programa de asequibilidad de la energía para clientes con bajos ingresos que califiquen, cuyo objetivo es limitar los costos de los servicios públicos al 6 % del ingreso promedio del cliente con bajos ingresos. Este cálculo se realiza con una fórmula estatal que se actualiza cada año y que puede ajustarse si cambian los costos de distribución. Hoy en día, son más de 400,000 los clientes de Con Edison que participan en estos programas; un descuento típico es de $23 por mes, lo que representa un descuento del 25 % en una factura de electricidad típica de $90. El 1 de marzo, presentamos una nueva opción de inscripción en línea para este programa, que permite a los clientes autocertificar que califican.
  • Trabajar con clientes y agencias gubernamentales locales y estatales para que los clientes reciban asistencia pública más fácilmente.
  • Planes de pago nivelado que permiten a los clientes pagar en cantidades mensuales iguales durante el año, incluso cuando haya cambios en las facturas, lo que reduce la volatilidad de las facturas.
  • Foros regulares de recursos de la comunidad de clientes virtuales para que las partes interesadas aprendan más sobre nuestros programas y actividades.

La mejor forma de administrar las facturas y reducir el impacto ambiental es que los clientes aprendan a administrar el consumo. Ofrecemos consejos para ahorrar energía, programas de eficiencia energética que ayudan a los clientes a ahorrar y asistencia para los clientes. Puede encontrar más información sobre estos programas en nuestro sitio web en coned.com.

A continuación, se mencionan solo algunas de las acciones que adoptaremos de cara al futuro:

  • La Comisión de Servicios Públicos del estado de Nueva York (NYS PSC) aprobó nuestra propuesta para ajustar el proceso de facturación y alinear más estrechamente el impacto de la volatilidad del precio del suministro de generación de energía con los resultados de nuestras posiciones de cobertura en facturas mensuales. El ajuste, vigente desde el 1 de junio, servirá para reducir la probabilidad de una volatilidad significativa de los costos de suministro en las facturas de los clientes.
  • Antes de este invierno, Con Edison informó a sus clientes que preveía un aumento del precio del gas natural. En el futuro, abordaremos específicamente tanto la volatilidad del precio del gas como su posterior impacto en la volatilidad del precio de la electricidad en nuestras comunicaciones previas al invierno. En estas comunicaciones, seguiremos dando consejos para ahorrar costos e información sobre programas de asistencia de pago.
  • También informaremos a los clientes cuando los aumentos en el precio del suministro puedan verse reflejados en un aumento significativo de la facturación. Como se ha informado recientemente en los medios y nuestro regulador, se prevé un incremento del 10 % o más en las facturas con respecto al verano pasado. Esto no es exclusivo para la ciudad de Nueva York o el estado de Nueva York. Está sucediendo en todo el país.
    • En realidad, Barclays Plc calcula que, desde una perspectiva nacional, las facturas mensuales tendrán un incremento del 40 % con respecto a las del año pasado. Las proyecciones de la Administración de Información de Energía de Estados Unidos muestran que las tarifas minoristas residenciales de este año tendrán su máximo aumento desde 2008.
  • Con Edison reconoce que la pandemia de covid-19 provocó dificultades económicas para familias y personas con bajos ingresos, por lo que también está implementando un alivio de aproximadamente $338 millones en las facturas vencidas adeudadas de los clientes residenciales que participan en nuestro programa de asequibilidad de la energía (descuento por bajos ingresos). Este programa es congruente con una orden de la Comisión de Servicios Públicos del estado de Nueva York (NYS PSC) e incluye un monto combinado de $250 millones que se asignó a todas las empresas de servicios públicos para ayudar con los atrasos que causó la pandemia en los clientes con bajos ingresos. En particular, cuenta con el apoyo del proyecto de ley de Servicios Públicos (PULP), la AARP y la Unidad de Intervención de Servicios Públicos del Departamento de Estado. La participación de Con Edison en el monto estatal es de aproximadamente $165 millones, y está recuperando aproximadamente $167 millones adicionales con un recargo en la factura por debajo de la mitad del 1 % durante 4 años. La empresa aporta $18 millones más de contribuciones de los accionistas.

Presentación de la tasa del plan de inversión

Es importante destacar que los aumentos en el suministro eléctrico que cobran los generadores de energía no tienen ninguna relación con el plan de inversión que presentamos hace poco para la red de energía. Este plan de inversión incluye programas y propuestas innovadores para acelerar la transición de Nueva York hacia un futuro limpio, renovable y resistente. En nuestro recientemente ampliado Compromiso con la energía no contaminante, establecimos nuestra visión para ayudar al Estado a lograr su meta de una economía neta cero para el 2050. Además, en reconocimiento de las ambiciosas metas de energía no contaminante de la ciudad y el Estado, propusimos un plan que ya no se enfoca en hacer crecer el sistema de gas natural y adjudica los beneficios financieros de las inversiones en energía renovable a nuestros clientes con ingresos más bajos. El plan de inversión es un paso clave en la transición hacia una economía de energía no contaminante, sin dejar de prestar un servicio seguro, confiable y resistente a las tormentas. Por estos motivos, creemos que este plan merece su apoyo. Estamos en medio de un proceso abierto, transparente y de un año de duración. Nuestro objetivo es llegar a un acuerdo con las partes interesadas que equilibre la asequibilidad y el impacto en los costos con la necesidad de invertir en nuestro sistema. La desinversión no es una opción.

Los impuestos a la propiedad son regresivos y tiene aumentos astronómicos

La empresa se esfuerza por garantizar que los impuestos a la propiedad sean justos, mediante la negociación con los municipios y otras iniciativas para reducir las tasaciones de la propiedad, pero necesitamos ayuda si queremos reducir las facturas.

En el nivel fijado, los impuestos a la propiedad en la ciudad de Nueva York han aumentado de unos $500 millones en el año 2000 a más de $2,000 millones en la actualidad, lo que representa un aumento superior al 300 %. Los impuestos a la propiedad que se pagan en la ciudad de Nueva York no los fija el estado, sino la ciudad de Nueva York.

Nueva York es única en la forma en que se evalúa a las empresas de servicios públicos, como Con Edison, para percibir los impuestos a la propiedad. Además de pagar impuestos sobre nuestros edificios y terrenos, como cualquier otro negocio, los servicios públicos en este estado pagan impuestos sobre la infraestructura real que construimos e instalamos. Estas tarifas, autorizadas por el estado y recaudadas por los municipios, se denominan “impuestos especiales de franquicia”. Nueva York es única en el sentido de que grava no solo los bienes inmuebles, sino también la infraestructura de servicios públicos en el suelo, las tuberías y los cables necesarios para brindar el servicio de distribución a los clientes de electricidad y gas y a los consumidores de vapor. Como mencionábamos, esta circunstancia es diferente de cómo se gravan otros negocios y resulta en una factura de impuestos cada vez mayor que contribuye significativamente a tasas más altas. El impuesto especial de franquicia también tiene la consecuencia no deseada de penalizar a nuestros clientes por las inversiones necesarias en el sistema, incluso para mantener altos niveles de confiabilidad y resistencia a las tormentas y para cumplir con las metas de energía no contaminante de nuestra ciudad y estado. Por ejemplo, si la empresa agregó $2,000 millones de inversión en infraestructura en la ciudad, la empresa (o sea, nuestros clientes) deberá pagar un impuesto anual a la propiedad de unos $100 millones sobre esa inversión en infraestructura.

Este marco actual de impuestos a la propiedad eleva el costo de la transición hacia una energía no contaminante y solo sirve para competir con la inversión necesaria en infraestructura energética, que es fundamental para poder satisfacer las necesidades de nuestra región. Es primordial poder asociarnos con los funcionarios electos y con ustedes para encontrarle una solución a este sistema de impuestos a la propiedad que no funciona. Y nos gustaría agregar este tema al debate más amplio acerca de los impuestos a la propiedad desiguales. Este sistema injusto de impuestos a la propiedad ya ha sido denunciado como tal por algunos funcionarios electos, reguladores y defensores. De hecho, algunos comisionados de la Comisión de Servicios Públicos (PSC) han expresado su preocupación al respecto.

Comentarios sobre la Propuesta de la Oficina del Defensor de Servicios Públicos (Introducción 372‑2022)

Este proyecto de ley crearía una nueva oficina de defensa de los servicios públicos en el Departamento de Protección al Consumidor y al Trabajador de la ciudad de Nueva York.

Si el objetivo previsto y las preocupaciones del Concejo son reducir los costos para los clientes, rara vez se logra ese objetivo si se agrega otro nivel de gobierno. En la actualidad, presentamos varios informes ante nuestro regulador, como los relacionados con la confiabilidad y los corte de energía, la preparación ante una tormenta y el servicio al cliente. Se puede acceder a estos informes en el sitio web del Departamento de Servicios Públicos del Estado de Nueva York (NYS DPS).

La propuesta de este departamento parece una duplicación innecesaria si tenemos en cuenta las diversas entidades destinadas a representar los intereses de los clientes en asuntos de servicios públicos: la Oficina de Políticas del Consumidor y Servicios al Consumidor del Departamento de Servicios Públicos del Estado de Nueva York (NYS DPS), la Unidad de Intervención de Servicios Públicos del Departamento de Estado, la Oficina del Abogado General, el asesor especial estatal para la protección de los contribuyentes dentro del Departamento de Servicios Públicos del Estado de Nueva York (NYS DPS), además de las entidades sin fines de lucro enfocadas en clientes más pequeños, como PULP, solo para mencionar unas pocas. Cabe destacar que la Oficina de Justicia Climática y Ambiental de la Alcaldía se dedica a cuestiones de servicios públicos y representa los intereses de la ciudad en nuestros casos de tarifas. La creación de otra oficina genera un costo adicional que no tendría ningún impacto significativo en las tarifas de los clientes porque los consumidores ya están muy bien representados por las entidades antes mencionadas. De hecho, la legislatura estatal vetó una propuesta muy similar en repetidas ocasiones por los motivos ya expuestos.

Como alternativa a la creación de una nueva oficina de defensa de los servicios públicos, el Concejo debería centrarse en formas significativas de reducir los costos para los clientes. El problema evidente aquí son los impuestos a la propiedad y el costo total de hacer negocios en la ciudad de Nueva York. Otros cargos y tarifas, como los permisos y los consentimientos revocables, continúan aumentando e incrementan el costo de brindar nuestros servicios esenciales. A modo de ejemplo, pagamos $1,500 al año por cada dispositivo de comunicación en los postes de la ciudad que usamos para transmitir información a nuestros contadores inteligentes. Además, pagamos impuestos a la propiedad por esos mismos dispositivos, por lo que los neoyorquinos están pagando dos veces.

Son muchos los procesos que ralentizan las taras de mantenimiento de nuestra infraestructura, por lo que sufrimos demoras a diario y esto incluye nuestro trabajo de “mejoras públicas”. Agradeceríamos que la ciudad contara con un proceso para identificar y trabajar con nosotros y otras partes interesadas en estos costos adicionales, tarifas, etc., para poder ofrecer un alivio real de la presión al alza en las facturas de los clientes.

A pesar de nuestras preocupaciones sobre la duplicación de entidades que trabajan en el mismo espacio, si la legislación se convierte en ley, colaboraríamos con el nuevo departamento, según sea necesario.

Por último, debemos tener la certeza de que todas las partes involucradas comprenden que las políticas para acelerar la transición de los combustibles fósiles exigen la construcción de la red eléctrica, por ejemplo, la Ley local 154 (prohibición de realizar nuevas conexiones de gas). Si el objetivo es “electrificarlo todo” y terminar definitivamente con los cortes de energía para los clientes, no podemos decir que la presentación de la tasa del plan de inversión es innecesaria o que solo pretende enriquecer a los accionistas, porque estaríamos desconociendo la realidad. Queremos y necesitamos llegar a un entendimiento común de esta cuestión primordial. Debo agregar que cualquiera puede unirse al caso de tarifas como interventor y que la Comisión de Servicios Públicos del estado de Nueva York (NYS PSC) ha realizado múltiples audiencias de declaraciones públicas sobre este tema.

Esperamos poder trabajar con el Concejo y con otras partes interesadas en este importante tema y estamos a su disposición para responder todas sus preguntas.

¿Fue útil esta información?